WeLive Project
Un concepto de administración pública basado en servicios móviles co-creados por el ciudadano
La edición de 2010 del EU eGovernment Benchmark Report constata que los servicios públicos actuales están diseñados siguiendo una aproximación centrada en la administración, orientados a la minimización de su uso, en lugar de a las necesidades de los ciudadanos (aproximación centrada en el usuario). Las administraciones públicas se enfrentan a desafíos socioeconómicos clave tales como el cambio demográfico, el empleo, la movilidad, la seguridad, el medio ambiente y muchos otros. Además, las expectativas de los ciudadanos en términos de simplificación, eficiencia y personalización están creciendo, lo que intensificará la demanda de servicios electrónicos en los próximos años. Los ciudadanos quieren pasar de ser meros consumidores de servicios públicos a ser prosumidores de dichos servicios, esto es, proveedores del ecosistema open-government.
La asociación público-privada y la contribución de los ciudadanos son dos instrumentos clave para transformar la manera en que actualmente se gobiernan territorios y ciudades. Para convertir territorios y ciudades en concentradores de bienestar, innovación y crecimiento económico (es decir, para constituir Smart Cities y Smart Territories), no basta únicamente con mejorar la eficiencia de la gestión de recursos, sino que también hay que estar atento y reaccionar a las necesidades socio-económicas y deseos de sus beneficiarios, es decir, de los ciudadanos, negocios y empresas locales.
La receta para dar "más por menos" consiste en un Gobierno Abierto y Colaborativo posibilitado por las TIC's. De hecho, los gobiernos no pueden continuar siendo los únicos proveedores de servicios públicos. Se hace necesario el impulso de sus beneficiarios mediante el incentivo de tomar un rol más activo. Las sociedades público-privadas tienen que ser los catalizadores que den lugar a un modelo más sostenible de gobierno que también se comporte como un dinamizador de la promoción económica.
El proyecto WeLive nace como un medio para afrontar estos desafios. WeLive apunta a la transformación del actual enfoque de e-government adoptado por la mayoría de administraciones públicas en we-government, donde todos los beneficiarios de la administración pública, llámense ciudadanos, negocios locales o empresas, sean tratados como iguales (colaboradores) y prosumidores (proveedores), cuando actualmente se les suele asociar el rol de cliente. WeLive posibilitará también el llamado "t-Government" (Gobierno Transformacional) mediante la aportación de herramientas tecnológicas a los beneficiarios que los habiliten para crear valor público. Además, WeLive también está ideado para abrazar el l-Government (Lean Government, Gobierno Ligero), que persigue hacer más con menos mediante la involucración de otros participantes, asignando al Gobierno el papel de orquestador de las plataformas habilitadas. Para finalizar, WeLive adopta el concepto de m-Government, que constituye una extensión o evolución del e-Government a través de la utilización de tecnologías móviles para la provisión del servicio público. En consecuencia, WeLive propone un nuevo concepto de e-Government que proporciona los medios -un entorno o plataforma, análogamente a la Web- y deja a otros, todos los beneficiarios de una ciudad o territorio, dirigir el proceso de innovación y así transformar los recursos públicos en utensilios para nutrir el crecimiento económico y la creación de empleo.
WeLive proporciona un nuevo modelo abierto orientado al diseño, producción y despliegue de servicios públicos basados en la colaboración de una cuádruple hélice constituida por organizaciones investigadoras, empresas, administraciones públicas y ciudadanos. WeLive proporciona un innovador ecosistema de herramientas para el We-Government (Live) basado en paradigmas Open Data, Open Services y Open Innovation que es fácilmente desplegable en administraciones públicas y que promueve la co-innovación y co-creación de servicios públicos personalizados a través de la asociación público-privada y el impulso de todos los beneficiarios para formar parte activa en la cadena de valor de una localidad o territorio.
Más información en http://www.welive.eu